viernes, 25 de septiembre de 2009

Ruta 69

Arranco mis besos en sus labios. Siempre los tienes calientes. Y son tan suaves, tan blandos, tan esponjosos. Tan tiernos.
Recorro su cuello, su tortuosa clavícula, sus suaves y montañosos pechos. Bajo por el vientre, dulcemente paso mis mejillas. ¿Cómo puede tan irresistible la piel de una mujer? Paso la frontera del color, dejo atrás el moreno de su piel y me adentro en la marca de su bikini. Ella me empuja, nos tumbamos de lado, cómodas. Ya lo huelo. Casi llego. Alargo la lengua, la punta, sólo la punta, hasta su clítoris. Está ardiendo, húmedo, salado... Me pierdo. Me he perdido. Mierda, nos hemos perdido.

Y de mientras escuchamos esto.



La mgnífica Cora Novoa y su estremecedor Unattainable Love

3 comentarios:

Pablete dijo...

Me encanta perderme....y si, no hay nada como la piel de una mujer.....

Besos a las dos...

bcn_bcn dijo...

susurro

bcn_bcn dijo...

todo mío